Un blog dedicado a la historia japonesa en todas sus épocas, de los siglos XIX y XX sobre todo. También hablo sobre libros, cine, Kamen Rider o cualquier otra cosa que me interese...

miércoles, 16 de abril de 2014

El kintsugi, reparaciones con oro.



   Los japoneses creen con total convicción que los objetos acumulan historia, por este motivo cuidan con fervor cualquier objeto que sea importante para ellos. Cuando en el siglo XV al shogun Ashikaga se le rompió su cuenco de té preferido buscó, entre multitud de artesanos, una manera de poder volver a utilizarlo. Primeramente el cuenco fue enviado a china donde se reparó burdamente con una especie de grapas, resultado que no gustó nada al shogun. Finalmente fueron artesanos japoneses los que dieron con la técnica que devolvía e incluso potenciaba la belleza de una pieza rota. Así nació el Kintsugi, o reparación con barniz de oro y sus variantes, el Gintsugi, en el que se usa plata y el Urushitsugi, que emplea laca urushi. Se dice que muchos objetos desde entonces han sido rotos a propósito para ser embellecidos con esta técnica. Irónicamente este tipo de piezas alcanzan en ocasiones precios más altos que las enteras del mismo tipo.


http://elzendelascosas.wordpress.com/2012/08/05/kintsugi-cicatrices-de-oro/ 

2 comentarios:

  1. Hola Nihonshi.. un placer ... poder ver... al blog renacer :)

    Si mal no recuerdo, creo que una de las creencias japonesas, es que las cosas, con el tiempo, su uso y el cariño que se les tenga, adquieren alma... imagino que por eso cuidaban tanto ciertos objetos especiales... o no pudiste tu mismo dejar de lado el blog... o a mi se me hace casi imposible cambiar las zapatillas gastadas :)

    ResponderEliminar
  2. Cierto, no he querido profundizar más en el tema pero así es, aunque creo que se está perdiendo bastante esa consideración, solo hay que ver como están de llenas las páginas de subastas de antigüedades japonesas. Yo prefiero no pensar así no sea que me mire mal lo que tengo en casa,je,je.
    Saludos compañero. ;)

    ResponderEliminar