Un blog dedicado a la historia japonesa en todas sus épocas, de los siglos XIX y XX sobre todo. También hablo sobre libros, cine, Kamen Rider o cualquier otra cosa que me interese...

viernes, 22 de febrero de 2013

El Utsushi-e, los inicios de la animación.




   El utsushi-e es la versión japonesa de las primeras linternas mágicas traídas desde Holanda en el siglo XVIII. Se sabe de la utilización de estos artilugios desde 1760 cuando son mencionados en el texto de un científico japonés.

  Kameya Toraku fue uno de los primeros fabricantes, vendedor y diseñador de linternas mágicas en Japón. Toraku, que comerciaba pintando quimonos, tenía una gran habilidad dibujando y pintando por lo que tras ver uno de estos espectáculos decidió adaptar sus talentos al nuevo arte. Su primera actuación se celebró en 1803, una serie de figuras pintadas sobre placas de vidrio de colores que se movían al ritmo de la voz de un narrador, esta actuación se considera de las primeras, o la primera, de lo que podríamos considerar animación japonesa.

   Todas estas obras se basaban en clásicos del teatro kabuki, del rakugo o del sekkyobushi, siendo las historias de fantasma las que alcanzaron un mayor éxito. El utsushi-e continuó en auge hasta principios del siglo XX pese al éxito del cine y la fotografía.

    Las linternas japonesas son de madera y por su forma se llaman furo, que significa bañera. Con ellas se pueden realizar los más variados efectos especiales, muchos de estos recursos son la base del cine como lo conocemos hoy en día. Dentro de estas estructuras se encendían unas velas que proyectaban su luz a través de figuras de vidrio de colores en una pantalla de papel, el mismo sistema que se utiliza actualmente en las diapositivas. Con la utilización de varias linternas diferentes personajes podían interactuar en la pantalla creando diferentes historias.



http://www.f.waseda.jp/kusahara/Utsushi-e/Welcome_to_Utsushi-e.html 

No hay comentarios:

Publicar un comentario