Un blog dedicado a la historia japonesa en todas sus épocas, de los siglos XIX y XX sobre todo. También hablo sobre libros, cine, Kamen Rider o cualquier otra cosa que me interese...

viernes, 2 de noviembre de 2012

El barrio de Yoshiwara y la prostitución en Edo.



   Yoshiwara, “El buen prado de la suerte”, fue un famoso barrio rojo ubicado en el antiguo Edo. Donde se cree que hasta unas 3000 mujeres ofrecían sus servicios, desde prostitutas refinadas y ricas hasta una prostitución pobre y vulgar. Fue creado por el gobierno Tokugawa como medida de control sobre la prostitución, este barrio se sitúa sobre lo que hoy se conoce como Nihonbashi, pero tras el incendio de 1967, este distrito se cambió de localización hasta el norte de Asakusa.

   Con un control estricto en su único acceso, los que entraban en el barrio debían dejar sus armas en la entrada y las trabajadoras sexuales tenían prohibido salir. Muchas de estas esclavas sexuales fueron vendidas por sus familias cuando eran niñas, hijas de familias muy pobres sin medios económicos. Estas se exponían en una especie de escaparate donde poder elegir la mercancía, no muy diferente a lo que podemos ver hoy en día en el barrio rojo de Amsterdam.

   La prostitución en Japón ya aparece en el libro de poesía Manyoshu, escrito en 759, bajo el nombre de Yujo se denominan a ciertas sirvientas de templo, que empezaron a viajar para transmitir artes de cantos y bailes y consecuentemente acabaron por prostituirse.

   Actualmente es el barrio de Kabukichō el barrio rojo más importante de Japón; en su entorno se encuentran miles de locales de entretenimiento enfocados al mercado de adultos. Pero también hay bares, hostales, moteles, locales comerciales, restaurantes y clubes nocturnos, tanto para mujeres como para hombres. En la parte oeste de este barrio se hallan también muchos de los establecimientos dedicados a la población gay de Tokio.

   Como curiosidad, los ronin, tenían prohibido el acceso a este tipo de lugares, excepto una vez al año, durante el florecimiento de los cerezos.

   También existían los kagema, a menudo aprendices de actores de kabuki, que a su vez eran prostitutos fuera del escenario y servían a una clientela de mujeres u hombres indistintamente.

   Para terminar, actualmente la prostitución está prohibida en Japón desde 1956, pero como suele pasar, debido a la demanda de tales servicios siempre surge la manera de esquivar las leyes de las más variadas maneras escondidas en los más variados servicios. La trata de blancas desde otros países como Tailandia, controlada por mafias extranjeras y por los yakuza es otro de los problemas graves que tiene Japón en este tema.

http://en.wikipedia.org/wiki/Yoshiwara 

No hay comentarios:

Publicar un comentario